jueves, 16 de diciembre de 2010

C. Mediavilla. Caligrafía.

En esta época dónde todo el mundo piensa en regalar algo, los libros suelen ser uno de los objetos más pensados. Por ello quiero contribuir a la tarea de selección recomendando éste, que me parece excepcional. Tanto es así, que me lo "autorregalé" ya que me temía que nadie de mis conocidos lo tuviera en cuenta :-)

Claude Mediavilla es un francés que tiene una larga experiencia de calígrafo y pintor, pero también de paleógrafo y tipógrafo. Ha sido docente, y su nombre es muy conocido en ciertos ambientes, que lamentablemente, no son tan populares como debiera ser.
Esta obra es un estudio longitudinal de la escritura, desde la epigrafía latina hasta la renovación que trajo Edward Johnston en Gran Bretaña; sin olvidar las relaciones entre la caligrafía y la pintura, que son bastante estrechas.
Escribió este libro en 1993, pero no había traducción en español por diferentes motivos: la extensión de la obra, junto con la cantidad de imágenes que necesariamente la acompañan para ilustrar los conceptos tratados. Y también, la desconfianza de los editores para un tema que según muchos no tiene una gran cantidad de adeptos.
Campgràfic, una editorial de Valencia, que está siendo de las mejores que publican en la actualidad, tomó ese compromiso y sacó una edición en rústica en el 2005. Lo de "rustica" es un decir, porque tanto el tamaño, como la calidad del papel y las reproducciones son de primera clase. Este libro no es probable que lo encontréis en vuestra librería habitual, pero se puede pedir y aún hay ejemplares (lo comprobé hace muy poco). En cualquier caso verificar en la web de la editorial la lista de distribuidores que tiene.
Quizá su lectura, además de ilustrarnos sobre los signos de la escritura y la belleza de la caligrafía, hasta nos impulse a hacer algunos pinitos en ella, como ya lo han probado otros, hasta tal punto que bien puede decirse que la caligrafía, como práctica lúdica, empieza a redescubrirse en nuestro país. Pero tened en cuenta que esta disciplina no sólo puede ser un juego... como escribe el propio autor alertando a los principiantes: "[La Caligrafía]... a semejanza de las artes marciales, requiere un alto nivel de concentración y representa una búsqueda sin fin, un proceso de perfeccionamiento comparable a las gamas que ejecutan los pianistas como ejercicio cotidiano. Su práctica proporciona igualmente un excelente remedio contra el hastío y la insatisfacción de nuestras sociedades. No obstante un peligro acecha a esta disciplina ya que en ocasiones se infiltran en ella seudocalígrafos que carecen de los conocimientos históricos que pretenden enseñar. ¡Sepamos descubrirlos!" (pág.XXI)

Claude Mediavilla. "Caligrafía. Del signo caligráfico a la pintura abstracta". Traductor C.García Aranda, prólogos de G.Xuriguera y K.Adams. Editorial campgràfic. Valencia, 2005. pp.337. http://www.campgrafic.com/

3 comentarios:

Anónimo dijo...

awesome, just pure awesome

novela dijo...

Gracias por este artículo tan interesante. Tengo que leerme el resto del blog sin falta. Pásate por esta web y échale un vistazo a estos Libros

Un abrazo

Candidatos concejo dijo...

Una muy buena recomendación, gracias realmente por que hasta el momento me ha parecido un libro mas que interesante.